Enfrentamientos tras funeral de afroamericano

, Maryland

Enfrentamientos callejeros se desataron ayer en la ciudad de Baltimore (este de Estados Unidos) tras el funeral del afroamericano Freddie Gray, quien murió tras ser arrestado por la Policía, cuyos agentes eran blanco de pedradas y botellazos.

El capitán Eric Kowalczyk, portavoz de la Policía, informó que unos siete uniformados resultaron heridos, uno de ellos inconsciente, tras enfrentarse con grupos de afroestadounidenses. Se reportó que un patrullero fue destruido.

Los incidentes se produjeron luego del funeral de Gray, de 25 años, fallecido el 19 de abril por daños severos en la espina dorsal, en circunstancias aún no determinadas y una semana después de haber sido arrestado. Unas 3.000 personas, entre familiares, amigos y anónimos -todos afroamericanos- rindieron homenaje a Gray, quien reposaba en un ataúd en la Iglesia bautista Nueva Shiloh.

Una pantalla en el interior del recinto proyectaba el mensaje: “La vida de los negros cuenta y todas las vidas cuentan”.

Broderick Johnson, jefe de la célula recién creada por el presidente Barack Obama para apoyar a los negros jóvenes (My Brother’s Keeper Task Force) representó al gobierno en el funeral de Gray.

La muerte de Gray desató manifestaciones que se tornaron violentas el fin de semana, dejando decenas de detenidos y al menos una docena de uniformados con heridas leves.

Agentes estatales del orden arribaron en carros blindados para apoyar a la Policía de Baltimore, en tanto se suspendieron las clases en la universidad local en medio de rumores de que habría más violencia.

La Policía de Baltimore anunció haber recibido una “amenaza creíble” de que varias pandillas de la ciudad se habían “asociado para ‘eliminar’ a agentes policiales”. (I)

Decenas asisten al funeral de Freddie Gray

Sacudida por violentas manifestaciones el sábado, Baltimore se prepara para enterrar a Freddie Gray.

Alistan matrimonios masivos para recibir al Papa en Bolivia

En El Alto, ciudad andina de rasgos aymaras y de apenas de 30 años de vida, la feligresía católica alista bautizos y bodas comunitarias masivas en preparación a la visita del Papa Francisco en julio, segundo pontífice que visitará Bolivia, se informó este domingo.

«Queremos a los niños bautizados, parejas de concubinos casados por la Iglesia y adolescentes con la primera comunión para mostrar al Papa una iglesia sana, fuerte y activa», dijo a la AP el sacerdote Sebastián Obermaier, párroco de uno de los vecindarios más grandes.

Las veinticuatro parroquias de la ciudad celebrarán desde mayo ceremonias masivas y comunitarias amenizadas con ritmos y danzas andinas.

A 14 kilómetros de La Paz y emplazada en la meseta altiplánica, El Alto fue reconocida como ciudad en 1985. La mayoría de sus 800.000 habitantes de origen aymara se reconocen católicos y practican una mezcla de ritos andinos y católicos desde sus antepasados. El concubinato es práctica común.

Obermaier, cura de origen alemán, es considerado casi un emblema de la ciudad. Construyó más de 20 templos desde que llegó hace 40 años y hogares para niños abandonados, madres maltratadas y ancianos desamparados.

El sacerdote canta y silba en misa, pasea en burro el Domingo de Ramos y dedica una vez al año una liturgia a las mascotas y otros animales.

«Es una honor para los alteños que el Papa decidiera subir a estas alturas (casi 4.000 metros sobre el mar) sabiendo que corre riesgo su salud; por eso queremos organizar una gran recepción», dijo.

Itinerario

Francisco aterrizará el 8 de julio después de visitar Ecuador. Una guardia indígena dará la bienvenida. Después de una bendición, bajará a La Paz en una camioneta descubierta y recorrerá las calles en medio de un cordón humano hasta el palacio presidencial donde se reunirá con Evo Morales y más tarde celebrará una eucaristía para 1.000 invitados en la catedral.

El pontífice estará seis horas en La Paz para evitar los efectos de la altura. En la noche del 8 de julio se trasladará a Santa Cruz en el oriente donde el 9 celebrará una misa multitudinaria y visitará a los más de 4.500 presos de la cárcel más grande y atestada del país, antes de viajar a Paraguay el 10, última parada de su gira por Sudamérica.

Obermaier mandó a colocar gigantes anuncios dando la bienvenida a Francisco aún antes de que se conociera la agenda de la visita. «Para mí sería súper (grandioso) si la visita del Papa ayuda a una reconciliación entre los obispos y el presidente Evo Morales que es católico», dijo.

Desde que llegó el gobierno en 2006, Morales ha tenido desencuentros con los obispos a quienes llama «jerarcas» afines a los partidos de derecha, pero admira a Francisco a quien visitó para invitarlo a Bolivia.

Los obispos a su vez son críticos del gobierno al que atribuyen tendencias autoritarias y le reprochan por un aumento de la inseguridad ciudadana y el narcotráfico.

Juan Pablo II fue el primer Papa que visitó Bolivia en 1988.

Canonizadas 1,5 millones de víctimas de genocidio armenio

Armenia canonizó ayer al millón y medio de mártires del genocidio cometido hace un siglo por el Imperio Otomano, para lo que contó con la presencia del Vaticano y de las principales iglesias cristianas del mundo.

Las víctimas del primer genocidio del siglo XX –como lo definió el papa Francisco, lo que desató las iras de Turquía, que se niega a reconocerlo oficialmente– fueron proclamadas mártires de la Iglesia Apostólica Armenia, la más antigua del mundo.

La canonización tuvo lugar al aire libre a escasos metros de la catedral de Echmiadzin, consagrada en el siglo IV, donde se congregaron los descendientes de las víctimas y decenas de miles de armenios venidos de todos los rincones del mundo.

La mayoría de víctimas del genocidio perecieron durante las deportaciones a los desiertos de Siria y Mesopotamia, donde murieron de enfermedades e inanición, en lo que es considerado el crimen contra la humanidad más grave de la Primera Guerra Mundial.

Los que se salvaron del genocidio, por sus propios medios o ayudados por misioneros, diplomáticos o sus vecinos turcos, rehicieron sus vidas en la Unión Soviética, Irán, Siria, Estados Unidos, Francia o Argentina, donde integran la célebre diáspora armenia.

La ceremonia fue oficiada en presencia de los restos de las víctimas de las matanzas cometidas entre 1915 y 1923 que fueron reunidos en un solo osario, que será a partir de ahora objeto de culto y peregrinación.

Los armenios acusan a las autoridades otomanas de planificar la aniquilación sistemática de su minoría armenia, que habría comenzado simbólicamente el 24 de abril de 1915 con la detención de varios cientos de intelectuales en Constantinopla (la actual Estambul), entonces capital del Imperio Otomano.

Turquía anunció que también recordará a los “armenios otomanos” caídos hace cien años, pero el presidente turco Recep Tayip Erdogán niega rotundamente que esas muertes puedan ser catalogadas de genocidio, ya que durante la primera contienda mundial también murieron muchos musulmanes. (I)

Fieles dejan iglesias por ‘diezmo’ impuesto por gobierno de Alemania

El gobierno de Alemania cobra un impuesto a más ciudadanos que asisten a una iglesia, sin embargo, para escapar de esta carga los alemanes están dejando de congregarse, informó el portal noticiacristiana.com.

El impuesto se llama kirchensteuer, y es deducido directamente de los salarios y las ganancias de capital. La caída en el número de fieles comenzó a sentirse en la segunda mitad del año pasado.

En las iglesias católicas también ha ocurrido una disminución de al menos 180.000 fieles, según la información proporcionada por las 27 diócesis del país en 2014. En el mismo periodo la Iglesia Evangélica Alemana Luterana perdió 200.000 fieles, un aumento del 45% en comparación con 2012, cuando se hizo la última encuesta.

El impuesto de la iglesia es parte de la Constitución de Alemania Occidental desde 1949 y afecta a todos los ciudadanos bautizados desde el momento en que empiezan a pagar el impuesto sobre la renta.

Los fieles alemanes pagan obligatoriamente (a través del gobierno) un porcentaje de sus ingresos a su propia confesión religiosa. El único modo de no pagar es darse de baja como miembro de la Iglesia. (I)

Papa Francisco viajará a Cuba en septiembre, confirmó el portavoz vaticano

El papa Francisco viajará a Cuba durante su próximo viaje a Estados Unidos, previsto para finales de septiembre, confirmó este miércoles el portavoz vaticano, Federico Lombardi.

En una breve declaración, Lombardi explicó que el viaje se debe a la invitación de las autoridades civiles y de los obispos cubanos y será la primera etapa del viaje que llevará al pontífice a Estados Unidos y concretamente a Washington, Nueva York y Filadelfia.

Hace unos días, la oficina de prensa del Vaticano no había querido confirmar definitivamente esta visita y explicaba que «estaba aún en un momento demasiado inicial como para hablar de una decisión ya tomada o de un proyecto operativo».

La visita a Cuba de Francisco se estaba evaluando sobre todo tras la labor de la diplomacia vaticana en el histórico acercamiento entre las autoridades cubanas y Estados Unidos.

Como se había previsto, la visita a Cuba será antes de llegar a Estados Unidos, donde el papa Francisco tiene previsto entrevistarse en la Casa Blanca con el presidente de EEUU, Barack Obama, el 23 de septiembre, y pronunciar un discurso ante la Asamblea de las Naciones Unidas en Nueva York.

Un viaje que terminará en Filadelfia para participar en el Encuentro Mundial de las Familias, que organiza la Iglesia católica.

Desde hoy al 28 de abril también estará en la isla caribeña otro colaborador cercano al papa, el prefecto de la Congregación para el clero, el cardenal italiano Beniamino Stella, quien fue nuncio en la isla de 1993 a 1999.

El secretario de Estado, que cubre las funciones de un primer ministro del Vaticano, el cardenal Pietro Parolin, participó en la pasada VII Cumbre de las Américas, en Panamá, a la que asistieron el presidente cubano, Raúl Castro, y Obama.

Cuba y la Santa Sede también celebran en 2015 los 80 años del inicio de sus relaciones diplomáticas.

El papa Benedicto XVI viajó a Cuba en marzo de 2012, mientras que catorce años antes lo había hecho Juan Pablo II. (I)

Opus Dei demanda en Chile a agrupación homosexual por dominio opusgay.cl

La prelatura del Opus Dei en Chile interpuso una demanda para apropiarse del dominio «Opusgay.cl«, administrado por el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh), según informó hoy en un comunicado esta entidad de defensa de los derechos de la diversidad sexual.

La institución perteneciente a la Iglesia católica argumentó que el nombre Opus Gay «genera confusión en el público consumidor» y podría hacer creer que el Movilh «es apoyado y patrocinado por la prelatura, lo cual evidentemente no será cierto», señaló el Opus Dei en la demanda a NIC Chile, el organismo que se encarga de administrar el registro de dominios en internet.

El Movilh adquirió el dominio «opusgay.cl» en el 2002 y la página funcionó durante más de una década como la edición digital de un periódico homónimo sobre diversidad sexual, aunque en la actualidad solo sirve para redireccionar al usuario al sitio web del Movilh.

La demanda del Opus Dei argumenta que «el término Opus se encuentra indisolublemente ligado a la prelatura» y agrega que este «juego de palabras» crea confusión por la semejanza de pronunciación entre los términos Opus Dei y Opus Gay.

«Opus Dei y Opus Gay tienen públicos y objetivos muy distintos» dijo el abogado Roberto Jorquera, que representa al Movilh, quien explicó que «existen muchos dominios que parten con el vocablo Opus, sin generar confusión alguna».

Para el Movilh, «lo que mueve al Opus Dei es una homofobia tan irracional como totalitaria, pues busca que nadie pueda inscribir nombres con el vocablo Opus».

«Llegan al absurdo de argumentar que alguien podría pensar que las informaciones difundidas por Opus Gay son financiadas por la prelatura. Este es el caso más emblemático de irracionalidad y odio», indicó el Movilh.

En 2002, el Opus Dei pidió al Departamento de Propiedad Industrial que prohibiera la inscripción del nombre «Opus Gay» para la revista en papel. Obtuvo un fallo favorable en 2007, aunque para entonces la publicación ya había desaparecido por falta de recursos económicos.

El Opus Dei argumentó entonces en su petición que «nadie o casi nadie se siente enaltecido por ser relacionado con la homosexualidad. En general, socialmente constituye una afrenta o, al menos, un motivo de burla, que se cuestione o ponga en duda la feminidad o masculinidad de una persona».

El Movilh sostuvo este lunes que «en el pasado, y con argumentos explícitamente homofóbicos, el Opus Dei impidió que inscribiéramos el nombre Opus Gay en el Departamento de Propiedad Industrial».

«Esperamos que no ocurra lo mismo con el dominio opusgay.cl. Creemos que esta vez ganaremos la batalla al Opus Dei», sentenció el Movilh. (I)

El Papa celebra la Pascua en un contexto de violencia en nombre de la religión

El Papa presidió en el Vaticano la misa de Pascua, que marca para los católicos la resurrección de Jesús.

Papa Francisco pone de ejemplo a mujeres discípulas de Jesús que no tuvieron miedo

El papa Francisco puso como ejemplo a las mujeres discípulas que fueron humildes y no tuvieron miedo antes de la resurrección de Jesús, durante su homilía en la Vigilia del Sábado Santo celebrada en la basílica de San Pedro.

En la Vigilia Pascual, el rito de la Semana Santa en la que los católicos esperan la resurrección de Jesucristo, Francisco explicó que aquella noche de vela para los discípulos y las discípulas de Jesús fue «una noche de dolor y de temor».

Destacó cómo los hombres permanecieron cerrados en el Cenáculo, mientras las mujeres fueron al sepulcro para ungir el cuerpo de Jesús «con sus corazones llenos de emoción» y allí «se dieron cuenta que la gran piedra que cerraba la tumba ya había sido removida, y la tumba estaba abierta».

«Efectivamente, para eso estamos aquí: para entrar, para entrar en el misterio que Dios ha realizado con su vigilia de amor», dijo el papa.

El pontífice afirmó que «no se puede vivir la Pascua sin entrar en el misterio», pero aclaró que no se puede llegar sólo con un trabajo «intelectual».

«No es sólo conocer, leer… Es más, es mucho más». añadió.

Explicó entonces que «entrar en el misterio exige no tener miedo de la realidad: no cerrarse en sí mismos, no huir ante lo que no entendemos, no cerrar los ojos frente a los problemas, no negarlos, no eliminar los interrogantes…».

Y añadió que «entrar en el misterio significa ir más allá de las cómodas certezas, más allá de la pereza y la indiferencia que nos frenan, y ponerse en busca de la verdad, la belleza y el amor, buscar un sentido no ya descontado, una respuesta no trivial a las cuestiones que ponen en crisis nuestra fe, nuestra fidelidad y nuestra razón».

El papa continuó explicando que también «se necesita humildad» para «redimensionar la propia estima, reconociendo lo que realmente somos: criaturas con virtudes y defectos, pecadores necesitados de perdón».

Y entonces aseguró que esto es lo que enseñan las mujeres que junto a María «aquella noche no perdieron ni la fe y la esperanza» y «no permanecieron prisioneras del miedo y del dolor».

Aprendamos de ellas a velar con Dios y con María, nuestra Madre, para entrar en el misterio que nos hace pasar de la muerte a la vida.

La ceremonia, una de las más antiguas de la tradición cristiana cargadas de simbología, comenzó con la bendición del fuego y el encendido del cirio pascual, símbolo de Cristo, «Luz del Mundo», y posteriormente también del agua con el que se realizarán los bautismos.

El papa Francisco realizó con un punzón una incisión sobre el cirio pascual, grabando una cruz, la primera y la última letra del alfabeto griego -alfa y omega- y la cifra de este año, 2015.

Después se realizó la procesión hacia el altar mayor, en total silencio encabezada por el diácono que portará el cirio y seguida por el pontífice así como por diferentes miembros del clero.

Una vez en el altar mayor, y tras la bendición del papa, el diácono proclamará el llamado «Exultet», el anuncio de la Pascua, al que los fieles esperarán con una vela encendida

Siguiendo la tradición de los primeros años de la Iglesia cuando los catecúmenos, los adultos que aspiran a convertirse al cristianismo a través del bautismo, eran bautizados, Francisco bautizó y dio la comunión a diez personas.

Los nuevos cristianos a los que bautizó el papa en la basílica de San Pedro fueron seis mujeres y cuatro hombres: la camboyana Champa Buceti, de 13 años, y que recibirá el nombre de María, cuatro italianos, tres albaneses, la pintora portuguesa Helena Lobato, de 45 años, y una mujer de Kenia.

Francisco oficiará mañana en la plaza de San Pedro la misa del Domingo de Resurrección y después leerá el Mensaje Pascual e impartirá la bendición «Urbi et Orbi».