¡Vivió durante 23 años con unas tijeras en su vientre!

Una negligencia médica ocasionó su sufrimiento durante años. Luego de más de dos décadas, una mujer descubrió que sus dolores abdominales se debían a un instrumento quirúrgico que quedó dentro de ella después de una operación.

En el año 1996, Ezeta Gobeeva, quien actualmente tiene 62, dio a luz por cesárea en un hospital ubicado en Rusia. Luego de la intervención médica empezaron los constantes dolores abdominales a causa de unas tijeras quirúrgicas que quedaron dentro de ella y que fueron recientemente descubiertas.

Pasaron 23 años para descubrir la causa de su dolor. “Sufrí durante muchos años, los dolores fueron terribles. Tenía que tomar pastillas todas las noches”, comentó la afectada, según declaraciones recogidas por el diario peruano La República.

Ezeta decidió averiguar cuál era la causa de sus repetidos dolores y decidió hacerse una radiografía. Mientras la radióloga revisaba los resultados, pensó que la paciente tenía unas tijeras en el bolsillo, pero después descubrió que se trataba de un instrumento quirúrgico de 15 centímetros de largo, el cual estaba alojado en el abdomen de la mujer.

Según el portal Telegrafi, el Ministerio de Salud ruso cree que el caso sería un escándalo nacional debido a la terrible negligencia que se ocasionó. Además, han determinado realizar una investigación para identificar a los responsables y han decidido pagar los gastos médicos de la intervención para retirar las tijeras.

Sin embargo, Gobeeva permanece con el objeto extraño dentro de su cuerpo hasta que se realice la debida operación y extracción del objeto quirúrgico.

wor...