Justicia argentina vuelve a desestimar denuncia de Nisman contra Cristina Fernández

La Justicia argentina desestimó hoy por tercera vez la denuncia del fallecido fiscal Alberto Nisman contra la presidenta, Cristina Fernández de Kirchner, por el supuesto encubrimiento de los sospechosos del atentado más grave en la historia del país.

El fiscal de la Cámara Federal de Casación Penal Javier De Luca rechazó investigar a la mandataria por la voladura de la mutual judía AMIA en Buenos Aires en 1994, donde hubo 85 muertos, porque «no hubo delito alguno, consumado ni tentado».

Así, quedó prácticamente cerrada la causa contra la jefa de Estado. El fiscal De Luca desistió de continuar con la apelación que había presentado previamente su colega Germán Moldes, que pedía que se abriera una causa para investigar la denuncia de Nisman, que también alcanzaba al canciller, Héctor Timerman, y a otros dos dirigentes kirchneristas.

Ante el desistimiento de De Luca la Sala I de Casación no tiene un planteo que resolver y es solamente cuestión formal el cierre de la causa, que podría reabrirse si hubiera una presentación de nuevos elementos que así lo ameriten.

De Luca quedó en medio de una polémica porque su colega Moldes, luego de apelar, dijo que en el caso podía intervenir un fiscal de «Justicia Legítima», la agrupación judicial que adhiere al gobierno, y cerrar el caso.

De Luca, que pertenece a dicha entidad, dijo que estaba ofendido por los dichos de Moldes y que él solo resuelve las causas con fundamentaciones jurídicas y no por cuestiones políticas.

Nisman denunció el pasado 14 de enero a Fernández de Kirchner por un supuesto acuerdo geopolítico con Irán y a los cuatro días apareció muerto, con un disparo en la cabeza, en el baño de su departamento.

Esto fue horas antes de presentarse en el Congreso para detallar su investigación.

Pasados más de tres meses, la Justicia aún no determinó cómo fue que ocurrió la misteriosa muerte de Nisman. Es decir, si fue un suicidio o si, como afirma la familia del fallecido funcionario judicial, se trató de un homicidio.

Lea también: Gobierno argentino sugiere que se detenga a mamá del fiscal Nisman

El gobierno abonó al principio la teoría del suicidio pero a los pocos días la jefa de Estado dijo estar «convencida» de que Nisman no se había quitado la vida y de que se trataba de una «operación» en su contra en la que involucró a sectores destituidos del espionaje local.

Para el gobierno es una buena noticia el cierre de la causa de cara a las presidenciales de octubre próximo, en las que Fernández de Kirchner no podrá presentarse, ya que acumula dos mandatos consecutivos (2007-2011 y 2011-2015).

De todos modos, hay expectativas para saber si la mandataria apoyará a algún candidato del kirchnerismo, que gobierna desde hace 12 años, cuando llegó a la presidencia Néstor Kirchner (2003-2007), el fallecido esposo de la actual jefa de Estado. (I)

Corte argentina pide acelerar causa por muerte de fiscal que acusó a Cristina de Kirchner

El presidente de la Corte Suprema argentina, Ricardo Lorenzetti, pidió este lunes definiciones en la investigación por la muerte del fiscal Alberto Nisman fallecido hace casi tres meses en misteriosas circunstancias luego de acusar a la presidenta Cristina Kirchner de encubrimiento.

«No quiero juzgar lo que hace la fiscal porque no me corresponde, pero sí creo que es momento en el que hay que tomarse definiciones concretas», dijo Lorenzetti a Radio La Red.

Según el titular de la Corte Suprema «ha pasado en muchos casos que los homicidios no se resuelven, o terminan en cuestiones subalternas, derivadas, y esto no puede ser así», criticó.

Nisman fue hallado muerto en su departamento el 18 de enero pasado, cuatro días después de acusar a Kirchner y a su canciller Héctor Timerman de encubrir a exfuncionarios iraníes por el atentado a la mutual judía AMIA en Buenos Aires que dejó 85 muertos y 300 heridos en 1994.

«En muchos casos, el tiempo excesivo termina enredando el proceso, las víctimas terminan siendo culpables», advirtió Lorenzetti quien recordó que «lo importante es evitar la frustración de la gente que reclama justicia».

La investigación, caratulada como «muerte dudosa», está en manos de la fiscal Viviana Fein que ha cruzado numerosas acusaciones públicas con la exesposa de Nisman, la jueza Sandra Arroyo Salgado, quien sostiene que se trató de un homicidio.

¿Homicidio o suicidio?

Arroyo Salgado dio a conocer en rueda de prensa el 5 de marzo un informe de peritos de parte según el cual Nisman fue víctima de un homicidio.

Fein le recriminó que «es una querella que no trabaja al lado de la fiscal» y la criticó por «aseverar frente a una audiencia pública que fue un homicidio», cuando la causa sobre el deceso del fiscal todavía está «en plena tramitación».

El único imputado en la causa es un colaborador del fiscal, el experto en informática Diego Lagomarsino, pero sólo por prestarle el arma de la que salió la bala que lo mató.

Por otra parte la denuncia de Nisman fue desestimada por un juez, que consideró «inexistencia de delito» y luego también fue desechada por la Cámara Federal, aunque el fiscal que la reimpulsó apeló la decisión y aún está en trámite de resolución. (I)

Exesposa de Nisman cuestiona a fiscal por "aferrarse" a hipótesis de suicidio

La jueza argentina Sandra Arroyo Salgado, exesposa del fallecido fiscal Alberto Nisman, cuestionó este sábado a Viviana Fein, encargada de la investigación que busca esclarecer las causas de la muerte, por considerar que «se aferra a la hipótesis de suicidio».

La magistrada, que integra la querella en la causa por la muerte de Nisman, volvió a apuntar hoy contra la fiscal Fein, con quien mantiene profundas diferencias desde el inicio de la investigación.

Arroyo Salgado confirmó que ayer pidió recusar a Fein tras considerar que la fiscal «está conduciendo la investigación con un interés manifiesto en el resultado del proceso» y que no tiene en cuenta «todas las hipótesis posibles».

Mientras la querella afirma que a Nisman «lo mataron», Fein todavía no descarta la posibilidad de un suicidio, lo que constituye la principal diferencia entre ambas.

«Ella se aferra en todo su trabajo a probar únicamente que esto fue un suicidio. Está interesada en defender esa postura. Está llevando adelante la investigación con una falta total de objetividad y neutralidad», criticó hoy la jueza en diálogo con radio Mitre.

Además, pidió conformar una «junta interdisciplinaria», tras la decisión de la Justicia argentina de cancelar la junta médica convocada por Fein y prevista para el próximo lunes que buscaba revisar las opiniones de los peritos sobre la muerte del fiscal.

Arroyo Salgado también acusó a Fein de contribuir «a un circo de denostación mediática contra Nisman» con los llamados a mujeres que conocían al fiscal para que declararan en la causa.

«Desde el inicio se han aniquilado todos los derechos de la víctima», remarcó la magistrada.

La fiscal Fein salió al cruce de Arroyo Salgado y la acusó de querer apartarla de la causa.

«Me sorprenden los dichos de Arroyo Salgado. Me siento muy agraviada. Me está faltando el respeto», sostuvo la fiscal a la radio argentina La Red.

Nisman, fiscal especial encargado de investigar el atentado contra la mutualista judía AMIA ocurrido en 1994 en la capital argentina, fue hallado muerto el 18 de enero pasado con un tiro en la cabeza, cuatro días después de denunciar a la presidenta argentina, Cristina Fernández, entre otros, por presunto encubrimiento de los iraníes sospechados de perpetrar el ataque.

Tras más de dos meses, la investigación por el fallecimiento de Nisman no ha arrojado resultados concluyentes que permitan esclarecer las circunstancias en las que murió el fiscal.  (I)

Gobierno argentino celebra rechazo a denuncia de Nisman; Fiscalía apelará

El Gobierno de Argentina celebró este viernes la decisión de un tribunal de alzada de confirmar el rechazo a una denuncia del fallecido procurador Alberto Nisman contra la presidenta Cristina Fernández por presunto encubrimiento a terroristas, pero un fiscal anticipó que apelará el fallo.

El jefe de Gabinete argentino, Aníbal Fernández, consideró que todo el proceso abierto con la denuncia de Nisman «debería terminar» con el fallo de la Cámara Federal, que ratificó el jueves la decisión del juez Daniel Rafecas de desestimar la denuncia contra Cristina Fernández presentada por Nisman, cuatro días antes de ser hallado muerto de un disparo en la cabeza, en circunstancias aún sin aclarar.

Vea también: Alberto Nisman estaba arrodillado cuando recibió tiro, según peritos particulares

Aníbal Fernández aseveró que el caso por la denuncia de Nisman «se ha dado por terminado por inexistencia de delito», pero el fiscal de la Cámara Federal, Germán Moldes, anticipó el viernes que apelará el fallo del tribunal de alzada.

«Queda más que claro y contundente que ante las expresiones del ilusionismo, del delirio, del querer haber presentado una película, la administración de Justicia no puede aceptar cualquier película que se le quiera ofrecer para ponerse a investigar una cosa que se le dice sin tener criterio», dijo Aníbal Fernández.

La presidenta Fernández y el canciller argentino, Héctor Timerman, entre otros, fueron acusados el 14 de enero por Nisman, el fiscal especial encargado de investigar el atentado contra la mutualista judía AMIA ocurrido en 1994 y en el que murieron 85 personas.

La mandataria y sus colaboradores fueron señalados en la demanda como los presuntos responsables de orquestar un plan para exculpar a los sospechosos iraníes de provocar el ataque.

Vea también: Gobierno argentino califica a Alberto Nisman de ‘sinvergüenza’

La denuncia de Nisman situaba en el centro del presunto plan de encubrimiento al memorándum de entendimiento firmando entre Argentina e Irán en 2013.

El fallecido fiscal consideraba que con ese documento se pretendía «la eliminación de las alertas rojas» de Interpol para la captura de los sospechosos iraníes y «la creación de una Comisión de la Verdad que, eventualmente, introduciría una pista falsa para desviar la pesquisa».

Aníbal Fernández aseguró el viernes que «la vocación» por parte del Gobierno al firmar ese memorando era «abrir las puertas» a un juicio oral y público de los sospechosos.

La Cámara Federal ratificó la decisión de Rafecas en un fallo dividido, con los votos favorables de los jueces Eduardo Freiler y Jorge Luis Ballestero y la disidencia de Eduardo Farah.

El jefe de Gabinete sostuvo que quedó «demostrado que los hechos y las pruebas» planteadas por Nisman no eran «suficientes para demostrar la existencia de un delito».

«Se atacó a un país, se atacó a la Presidencia de la Nación. Nos ha hecho quedar como el diablo ante el mundo por una presentación bochornosa», insistió.

En tanto, Moldes dijo el viernes que apelará «prestamente» el fallo del jueves ante la Cámara Federal de Casación Penal, máximo tribunal penal de Argentina.

Moldes, que tiene un plazo de diez días para recurrir el fallo, explicó que, una vez que presente la apelación, su recurso será analizado por un fiscal de la Cámara de Casación Penal.

«Desde el 14 de enero, día de la denuncia (de Nisman), acá hay una especie de imposición para que esto no se abra, que acá no se escarbe y esto es lo que sucedió ayer. Yo iré a Casación, después Dios dirá. Yo hice lo que pude», afirmó el fiscal.

Paralelamente, la investigación sobre la muerte de Nisman sigue abierta y sembrada de contradicciones.

La jueza Fabiana Palmaghini aceptó este viernes la petición de la exmujer del fiscal y querellante en la causa por su muerte, Sandra Arroyo Salgado, y suspendió la junta médica convocada para el próximo lunes con el fin de analizar las distintas versiones de los peritos sobre las causas de su muerte.

Arroyo Salgado pidió postergar la junta médica al objetar que debería haber sido convocada por Palmaghini y no por la fiscal, Viviana Fein, y cuestionó los médicos citados.

Para los expertos contratados por la querella, «a Nisman lo mataron», pero la investigación oficial asegura que por ahora no hay indicios suficientes para descartar el suicidio. (I)

Gobierno argentino califica a Alberto Nisman de ‘sinvergüenza’

El jefe de Gabinete argentino, Aníbal Fernández, calificó este miércoles de «sinvergüenza» al fiscal Alberto Nisman, cuando se cumplen dos meses de su muerte en circunstancias aún sin aclarar tras denunciar a la presidenta del país, y le acusó de «malversación de caudales públicos».

«A Nisman se le daban los fondos para esclarecer el atentado contra la AMIA. Si él lo dedicaba a salir con minas (mujeres) y pagar ñoquis (empleados públicos que no trabajan), entonces se mofó durante todo este tiempo de 85 víctimas y más de 300 heridos», dijo hoy Fernández a la prensa antes de entrar la Casa Rosada.

Según el diario Página 12, Nisman se quedaba con la mitad del sueldo mensual de su colaborador Diego Lagomarsino, informático y el único imputado hasta ahora en la causa por entregarle el arma que acabó con su vida, que compartía una cuenta con el fiscal y varios de sus familiares en Estados Unidos.

El abogado de Lagomarsino sostiene, en un escrito que presentará hoy ante la Fiscalía, que el informático cobraba 41.000 pesos (unos 4.850 dólares) mensuales y depositaba 20.000 (unos 2.350 dólares) en una cuenta de Nisman, de acuerdo con la información adelantada por el diario.

Para el jefe de Gabinete argentino, Nisman actuó como «un sinvergüenza como pocas veces se han visto en este país».

«Acá Lagomarsino dice que de los 40.000 pesos que le daban, 20.000 eran depositados en la cuenta bancaria. Por lo pronto, lo que está haciendo es malversación de caudales públicos y acá también hay cohecho», sostuvo Fernández.

«A uno le cuesta creer que este hombre, estando de vacaciones, iba a ir a la casa del turro (ruin) que le robaba la mitad del sueldo para darle un arma para que se cuidara», añadió.

Nisman, fiscal especial encargado de la investigación sobre el atentado terrorista contra la mutualista judía AMIA en 1994, fue hallado muerto el pasado 18 de enero, con un tiro en la sien en el baño de su departamento.

La investigación oficial no arrojó pruebas concluyentes sobre las causas de la muerte, mientras la querella constituida por la familia, y encabezada por su exmujer, la juez Sandra Arroyo Salgado, sostiene que «a Nisman lo mataron».

Alberto Nisman murió cuatro días después de denunciar a la presidenta argentina, Cristina Fernández, por encubrimiento de los sospechosos iraníes del atentado contra la AMIA. (I)

Republicanos de Estados Unidos investigarán papel de Irán en América Latina

Legisladores republicanos de Estados Unidos que se oponen a los esfuerzos del presidente Barack Obama por lograr un pacto nuclear con Irán, y buscan mostrar a este país como poco fiable, usarán una audiencia en el Congreso el miércoles para quejarse por las acciones iraníes en América Latina.

Un asesor del Congreso dijo que el subcomité de Relaciones Exteriores para el Hemisferio Occidental de la Cámara de Representantes discutirá lo que los republicanos afirman son casos de intervención iraní en Argentina, Venezuela y otros países.

Entre los temas que se plantearán están la muerte por un disparo de Alberto Nisman, fiscal que investigaba el presunto papel de Irán en un ataque con bomba de 1994 contra un centro judío en Argentina, y acusaciones de acuerdos encubiertos entre el Gobierno iraní, Argentina y Venezuela sobre petróleo y tecnología misilística, dijo el asesor.

Un portavoz de la minoría demócrata en el Comité de Relaciones Exteriores no realizó comentarios sobre la audiencia planeada.

Al anunciar la audiencia, el presidente del subcomité Jeff Duncan relacionó explícitamente los temas con lo que describió como «el inminente plazo límite para (…) las negociaciones sobre el programa ilícito de armas nucleares de Irán».

Irán, Estados Unidos y otras cinco potencias que negocian un acuerdo nuclear fijaron fines de marzo como el plazo límite para alcanzar un borrador del pacto.

Negociaciones nucleares

El Gobierno iraní insiste en que su programa nuclear no busca fabricar una bomba, pero que le gustaría lograr un acuerdo para poner fin a las duras sanciones internacionales que le han aplicado las potencias occidentales.

Duncan acusó al gobierno de Obama de ignorar el comportamiento de Irán en el hemisferio, «incluso mientras Irán y Hezbollah (el grupo miliciano chií con respaldó iraní) extienden su alcance».

Los republicanos, que controlan el Congreso, dicen que las negociaciones nucleares corren el riesgo de que Irán se mantenga en su camino de buscar el desarrollo de armas nucleares en secreto, a la vez que ponen fin a la presión de las sanciones.

Este mes, 47 senadores republicanos enviaron una carta abierta a Irán criticando las negociaciones y los legisladores del partido en la Cámara de Representantes recibieron al primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, para que pronunciara un discurso en el que condenó las tratativas.

Bernadette Meehan, portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de Obama, rechazó las criticas de los republicanos a las negociaciones.

«Aún mientras negociamos una solución para hacer a Estados Unidos más seguro, nosotros seguimos comprometidos a enfrentar las acciones desestabilizadoras de Irán y su respaldo al terrorismo. Esa es una razón por la que necesitamos evitar que Irán adquiera un arma nuclear», dijo en un correo electrónico.

Argentina rechaza denuncia de Veja

El gobierno argentino calificó ayer como una ‘estupidez’ la información de la revista brasileña Veja acerca de que el fallecido presidente venezolano, Hugo Chávez, intercedió para que Argentina encubriera la participación de Irán en el atentado a la mutual judía AMIA y colaborara con el programa nuclear de Teherán.

“Ya es difícil contestar las estupideces que escriben en la Argentina, quiere que me ocupe de las estupideces que escriben en otro país”, afirmó ayer el jefe de gabinete argentino, Aníbal Fernández, al ser consultado sobre la publicación brasileña.

Veja informó el sábado que Chávez intercedió en el 2007 para que Argentina encubriera la participación de Irán en el atentado contra la mutual de Buenos Aires de 1994, a cambio de un apoyo financiero a la campaña electoral de Cristina Fernández. La información va en el mismo sentido que la denuncia que presentó en enero el fiscal especial de la causa AMIA, Alberto Nisman, en contra de Fernández por supuesto encubrimiento de los iraníes acusados del ataque a la mutual. El fiscal murió de un disparo en la cabeza cuatro días después de presentar su denuncia.

La información fue dada a la revista, crítica con el gobierno de Dilma Rousseff, por tres exfuncionarios de Chávez y de su sucesor Nicolás Maduro. (I)

Investigación
Caso Nisman

Pedido de exesposa
La exesposa de Nisman, la jueza Sandra Arroyo Salgado, pidió que la fiscal Viviana Fein sea apartada de la investigación por la muerte del fiscal y que pase a la fiscal Fabiana Palmaghini, según Clarín.

‘Dinero de Irán era para la campaña de Cristina Fernández’, según revista

Irán habría pedido al presidente venezolano Hugo Chávez en el 2007 intervenir ante el gobierno argentino para que los iraníes sospechosos del atentado a la mutual AMIA sean retirados del listado de Interpol.

Según el diario argentino La Nación, en su edición online, la versión fue publicada ayer por la revista brasileña Veja a base de la versión dada por tres exmiembros del gabinete del fallecido líder que conocían de la mediación de Venezuela.

El pedido habría sido formulado durante una entrevista en Caracas entre el presidente iraní de ese entonces Mahmoud Ahmadinejad y Chávez. Una versión que coincide con la acusación que manejaba el fiscal fallecido Alberto Nisman, quien investigaba el atentado a la mutual iraní en Buenos Aires de 1994 y que denunció a la presidenta argentina Cristina Fernández por presunto encubrimiento a los iraníes acusados.

La publicación de Veja agrega que, de acuerdo con la versión de los tres exoficiales exiliados, “la valija con los 800.000 dólares con los que fue descubierto el empresario venezolano Guido Antonini Wilson al llegar a la Argentina, en agosto del 2007, provenía de Irán y tenía como destino la campaña presidencial de Fernández”.

“El dinero era originario de Irán para la campaña de Cristina Kirchner”, dijo uno de los exchavistas a Veja.

El caso Antonini Wilson generó polémica en Argentina porque el empresario no declaró el dinero a su llegada al país y coincidió con la campaña presidencial de Cristina.

En tanto, ayer medios locales informaron que la exesposa de Nisman, la jueza Sandra Arroyo Salgado, presentó ante la justicia datos de una cuenta bancaria en EE.UU. que el fallecido fiscal argentino habría compartido con Diego Lagomarsino, quien prestaba servicios informáticos al fiscal y está imputado por haberle presentado el arma de la que salió el disparo que terminó con su vida.

Arroyo, que asegura que el fiscal fue asesinado, pidió a la jueza Fabiana Palmaghini que investigue la relación financiera con Lagomarsino y si esta tiene alguna vinculación con la muerte del fiscal.

Según el diario Perfil, Arroyo descubrió la existencia de esa cuenta por “la confesión de un miembro de la familia directa de Nisman”. La fiscal del caso, Viviana Fein, no descarta ninguna hipótesis: asesinato, suicidio –voluntario o inducido– o un accidente en la manipulación del arma. (I)

Políticos argentinos
Opinión

Papa se sintió usado
El papa Francisco, en una entrevista a Televisa confesó que se sintió usado por los políticos argentinos que lo visitaron en el Vaticano y lo atribuyó en parte a que sus compatriotas “son engreídos”. El pontífice no identificó a ninguno, pero apuntó que “los argentinos cuando vieron un papa argentino se olvidaron de todos los que estaban a favor o en contra del papa argentino”.

Denuncia de Nisman contra gobierno argentino se apoyó en una "mentira", die Timerman

La denuncia contra el gobierno de Argentina por un supuesto acuerdo secreto con Irán para eliminar órdenes internacionales de arresto contra sospechosos del atentado a la mutual judía AMIA se apoyó en una «mentira», afirma el canciller argentino Héctor Timerman en una entrevista que se divulgará el domingo.

El fiscal Alberto Nisman, quien fue hallado muerto un día antes de defender su denuncia ante una comisión del Congreso, se apoyó en la convicción de que, como parte del acuerdo secreto con Teherán, el gobierno actuó para que Interpol cancelara las denominadas «alertas rojas» sobre pedidos de detención a los sospechosos iraníes.

«Es una mentira. Una mentira completa. Nunca he dicho nada de eso. El señor Nisman nunca presentó ninguna evidencia», expresó Timerman en una entrevista grabada para el célebre programa 60 Minutos, de la red de TV estadounidense CBS News, que irá al aire en la noche del domingo.

En la entrevista con CBS News, Timerman también descartó categóricamente que el caso del fiscal Nisman pueda ser comparado a la pesadilla que significó la «guerra sucia» en la década de 1970 en Argentina, con miles de desaparecidos y ejecuciones sumarias.

«No, eso es imposible. Estamos hablando de cosas que fueron terribles, terribles», expresó Timerman, según adelantos de la entrevista divulgados el sábado por la propia cadena CBS News.

Asistente de Nisman

El programa 60 Minutos también grabó una entrevista con un exauxiliar de Nisman, Diego Lagomarsino, quien le prestó el arma utilizada en el disparo que provocó la muerte del fiscal.

Lagomarsino afirmó que Nisman le dijo que no confiaba en los 10 guardaespaldas, pero sin embargo aseguró no saber si realmente cometió un suicidio o fue asesinado.

La responsable por las entrevistas en Buenos Aires, la periodista Lesley Stahl, mencionó en un programa de la propia CBS News que «hay evidencias de que (Nisman) se equivocó» al afirmar que el gobierno argentino pidió a Interpol que se cancelen las alertas rojas sobre los sospechosos.

La denuncia de Nisman contra la presidente Cristina Kirchner y el canciller Timerman por la supuesta tentativa de encubrir a los acusados iraníes por el atentado, fue desestimada por un juez de primera instancia, Daniel Rafecas, quien señaló la «inexistencia de delito». Esta decisión es objeto de una apelación. (I)

Alberto Nisman estaba "embriagado" en el día de su muerte, según Gobierno argentino

El fallecido fiscal Alberto Nisman, que murió cuatro días después de denunciar a la presidenta argentina Cristina Fernández por presunto encubrimiento de terroristas, estaba «en un estado de embriaguez elevado» en el momento de su muerte, dijo este miércoles el portal Infojus, dependiente del Ministerio de Justicia.

Gobierno argentino acusó al fiscal Nisman de desestabilizador

A través de un comunicado señaló que el fiscal buscaba un efecto de desestabilización política con su denuncia.

Juez desestima denuncia de Alberto Nisman contra Cristina Fernández

El juez federal Daniel Rafecas desestimó el jueves la denuncia que había presentado el fiscal Alberto Nisman contra la presidenta Cristina Fernández por un supuesto encubrimiento de un grupo de iraníes acusados de un atentado terrorista perpetrado en Buenos Aires en 1994.

El juez dijo que «no están dadas las mínimas condiciones para iniciar una investigación penal» a partir de la denuncia presentada por Nisman el pasado 14 de enero, informó el Centro de Información Judicial.

Nisman fue hallado muerto el 18 de enero, cuatro días después de acusar a la presidenta, al canciller Héctor Timerman, a un diputado oficialista, a dos supuestos espías y a dirigentes sociales afines al gobierno de haber participado en un plan para «garantizar la impunidad» de los ocho iraníes acusados del ataque a la Asociación Mutual Israelita Argentina, que causó 85 víctimas fatales.

Su muerte, que investiga la justicia, generó una crisis política e institucional en el país. (I)