¡Menor de 13 años fue hallado ahorcado!

“Si algún día muero, al cielo me llevo tu amor, porque es lo mejor que ha podido pasarme en la tierra”. (‘Cada día te quiero más’. Compositor: Iván Calderón. Agrupación: Los Inquietos).

La letra de esta famosa canción vallenata la publicó el pasado fin de semana Joselito (nombre protegido), en Facebook, poco antes de ahorcarse a sus escasos 13 años, en la sala de su propio hogar. ¿Un despecho amoroso? ¿Conflictos familiares? ¿El exceso de ver videojuegos? Nadie tiene una certeza…

“Habíamos escuchado que él estaba enamorado, pero de allí no sabemos más”, reveló un familiar.

Una hora antes del suicidio, a través de su WhatsApp le envió una foto a una de sus hermanas. En ella estaba junto a otro ser querido. Tras la desgracia, la acción fue interpretada como una despedida.

Una tía del niño indicó que, contradictoriamente, este se mostraba tranquilo y alegre y que incluso el día de la desgracia le encargó a su mamá una avena. Al regresar ella, a las 3 de la tarde, Joselito pendía de una cuerda.

¿ADICTO AL JUEGO?

Los familiares también relataron que el chico tenía adicción por un conocido videojuego que se había convertido en casi una obsesión. “Hay tantos juegos violentos que no tienen mensajes. Cuántos menores han acabado con sus vidas con tantas cosas que hay en el internet y traen ahora estas aplicaciones”, exclamó otro de los deudos.

Luego de su muerte, los familiares revisaron sus pertenencias, pero no hallaron nada que pudiera dar respuesta a su dolorosa decisión. Esta era otra de las versiones.

¡DEJÓ TODO LIMPIO!

La tía recordó que aquella mañana en la que murió su sobrino mostraba una sonrisaradiante. “Le dijo a la mamá que iba a limpiar, le dejó la refrigeradora aseada y parte de la casa, también. Nadieimaginaba esto”, narró la mujer con voz quebrantada por el dolor que sentía.

“Las manitos las tenía rasgadas, como si hubiera querido salir de la situación, pero no pudo. Mi cuñado lo bajó, lo llevó a la clínica, pero fue demasiado tarde. Nos dijo el doctor que estuvo cerca de una hora colgado”, explicó la mujer absolutamente confundida por lo acontecido al menor de edad.

¿CONFLICTOS?

Inicialmente los familiares paternos presumían que el motivo de quitarse la vida pudo obedecer al supuesto sufrimiento que le causaba la separación de sus padres y los presuntos problemas que tenían por una demanda de alimentos. Pero los allegados de parte de la progenitora descartaron esta hipótesis, pues aseguraron que el menor no tenía problemas en verse con su papá ni tampoco había inconvenientes con los pagos de su manutención.

Los restos del niño suicida fueron velados en su casa situada en una localidad de Manabí y luego sepultados.

El ataúd fue ubicado en la misma sala donde fue hallado suspendido. Una camiseta de Barcelona posaba sobre el féretro, en homenaje al equipo del que fue hincha.

La tarde del lunes la comunidad lo despidió en medio de rezos, lágrimas y dolor. (CCQ/AG)

wor...