Pescador desapareció en estuario del Río Chone

San Vicente –

Elver Antonio Carrasco Delgado, de 52 años, desapareció de las aguas en el estuario del Río Chone cuando se dedicaba a la faena de pesca con otros dos familiares. Ocurrió el sábado 2 de marzo, a las 15:00, en el sector conocido como Santa Rosa, a unos 16 kilómetros de San Vicente.

Sus otros dos familiares se salvaron. Carrasco era oriundo de la comuna Salinas. Tiene dos hijos, uno de 25 años y una menor de 16.

Un familiar contó que su primo se fue con dos parientes a pescar a eso de las 13:00 del sábado, después de almorzar. Iban en una canoa que era movida con un palo.

Miguel Zambrano, quien acompañaba a Carrasco, dijo que su primo los invitó a pescar y aunque él no quería ir, al final lo acompañó a coger guariches.

“Todo iba sin novedad en el viaje de ida. Al llegar a una zona de manglar revisamos varios huecos, pero solo cogimos un cangrejo y mi primo dijo: mejor vamos a colocar los trasmallos a la orilla”.

“Estábamos sacando el trasmallo, y por el agua se puso un poco pesado, y al vaivén de la panga, por la creciente de la marea, hizo que la canoa no tuviera mucho equilibrio y de un momento a otro, una de las olas hizo que la canoa se hunda por completo. La canoa se fue a pique, por lo que comenzamos a tratar de nadar para llegar a la orilla que estaba a unos 30 metros, pero Elver, al parecer, se agitó mucho y se desesperó, inclusive traté de llevarlo sobre mis hombros, pero me se escapó de las manos, y al salir yo a tomar aire ya no lo volví a ver”, contó Zambrano entre lágrimas.

Inmediatamente se dio aviso a los familiares quienes a su vez llamaron a un patrullero de Policía que pasaba por el lugar, para comunicar al ECU-911 sobre la desaparición del pescador.

Familiares y amigos iniciaron la búsqueda del pescador, pero no tuvieron suerte. En la mañana del domingo 3 de marzo unos buzos del Grupo de Operaciones Especiales (GOE) de la Policía Nacional llegaron hasta el lugar para explorar la zona.

Familiares esperan encontrar el cadáver de Elver Carrasco, para velarlo en casa de su mamá, en la comuna Salinas, y sepultado en el cementerio de esa localidad. (I)